¿Puede una PYME ser socialmente responsable?

diciembre 23, 2013 | Constituye tu empresa

En la actualidad la responsabilidad social es un tema de debate constate dentro del mundo de los negocios. Si bien es cierto que uno de los principales objetivos de toda empresa es obtener beneficios económicos significativos, el éxito de una empresa no solo es determinado por la ganancias que genera, sino que va de la mano con los beneficios y aportes que pueda agregar tu empresa a la sociedad en donde se desarrolla.

En este sentido nos referimos al compromiso social que debe tener todo negocio o emprendimiento con su entorno. Y cuando hablamos del entorno no solo se trata de una responsabilidad con el medio ambiente sino también con las diferentes entidades que integran la comunidad.

Es importante saber que esta responsabilidad social no es exclusiva de las grandes empresas ni multinacionales ya que tu negocio puede generar un impacto significativo. Este impacto está determinado por las decisiones que tomas a diario y deben ofrecer un punto de equilibrio entre los intereses generales de la empresa y los de la comunidad.

La Responsabilidad Social Empresarial (RSE)

Ser socialmente responsable, en el plano empresarial, es el compromiso que tiene toda empresa de mantener un balance entre sus intereses particulares y los beneficios que ésta pueda generar en el plano social, económico, medioambiental y cultural a su entorno. 

La responsabilidad social empieza dentro del lugar de trabajo con tus empleados. Existen diversas formas de implementar la responsabilidad social tanto fuera de la empresa como dentro de la misma.

En primer lugar, puedes empezar por fomentar el desarrollo integral de tus empleados y dependientes directos, con el propósito de ayudarlos a desarrollar sus potenciales no solo en el plano profesional sino también en el ámbito humano.

Otra forma de responsabilidad social incluye apoyar causas sociales relacionadas con tu empresa y hacerlas parte de tu estrategia de negocios.

También es importante tomar en cuenta la preservación del medio ambiente dentro de cada actividad que realice tu empresa. Esto incluye respetar, preservar y regenerar el entorno aprovechando al máximo los recursos que posees a través del reciclaje. 

  • Además de contribuir con el cuidado del medio ambiente te ofrece el beneficio de la reducción de gastos.

 

Aunque el concepto implica la aplicación de métodos y sistemas puedes iniciar tomando medidas simples para convertir a tu PYME en una empresa socialmente responsable:

–       Aplicar una política de precios justos en los productos y servicios que ofreces.

–       Cumplir con condiciones de trabajo dignas para tus colaboradores que favorezcan la seguridad y salud laboral en cada puesto de trabajo.

–       Minimizar la generación de residuos y controlar el consumo de energía eléctrica.

–       Cumplir con los contratos y compromisos adquiridos ante colaboradores, proveedores y clientes.

–       Actuar de modo ético en cada decisión de negocios que adoptes y tu equipo de trabajo en la empresa.

–       Hacer uso eficiente del agua.