El ADN de tu equipo de trabajo

4 DE MARZO 2016 | RRHH

El éxito de un negocio depende de la capacidad, el talento, la habilidad, el desempeño y el compromiso de los colaboradores. No basta con tener autoridad para dirigir a un equipo de trabajo hacia los resultados esperados, más bien, hay que tener liderazgo.

Para conseguir los trabajadores que la empresa necesita, es importante describir el perfil del puesto y de la persona, para  encontrar, de forma rápida, la persona que la empresa requiere.

Es aconsejable que, si tu personal pasa de más de 50 empleados, cuentes con un departamento de recursos humanos que sistematice  el trabajo  y se encarguen de la publicación de las ofertas de trabajo, la selección, las entrevistas, el reclutamiento y la inducción.

Para Enrique Núñez, consultor de empresas, “el ADN de las empresas se debe basar en la siguiente fórmula”:

DCR2

-La D de disciplinada, diligente, dedicada, dirigida, organizada y metódica.

-La C de comprometida, confiable, competente, calificada, capaz, eficiente y leal.

-La Rde responsable por los resultados deseados, entiéndase “responde por”, “da cuentas de”, o más preciso “hábil para responder por”.

Es común encontrar empleados con características de la D y la C, pero muy difícil con materia del R2. Sin embargo, la fórmula no se completa si no tiene también el material del resultado.

Es necesario que cada miembro del equipo de trabajo, tengan clara su misión dentro de la empresa, el resultado principal esperado de su función y los objetivos precisos de su puesto.

 

Destacadas

Cómo abordar un caso de corporate bullying en tu empresa

El corporate bullying se puede definir de manera general como humillación, menosprecio repetido e intimidación a una persona de forma constante.

Lectura Recomendada: Sigue Tu Pasión

En “Sigue tu pasión,” Derek Sivers enseña cómo crear una empresa desde cero, ganar 10 millones a los seis años y venderla por 22 millones.

BOLETÍN INFORMATIVO

Suscríbete para recibir actualizaciones, promociones y tips que serán de tu interés.